Cómo propagar Dracaena | 3 métodos

Las plantas de interior del género Dracaena, como la popular Dracaena marginata, la Dracaena ‘Lemon-Lime’ y el ‘bambú de la suerte’, son apreciadas por los amantes de las plantas de interior por su naturaleza poco exigente y su aspecto decorativo. Pero ¿sabías que estas plantas no sólo son fáciles de cuidar? La propagación de la Dracaena también es muy fácil.

¿Tu Dracaena se está volviendo demasiado alta? ¿Quieres regalar un trozo a un amigo o familiar para que pueda cultivar una nueva planta? Sigue leyendo para descubrir todo lo que necesitas saber sobre cómo propagar la Dracaena.

Cómo propagar Dracaena mediante esquejes de tallo

Una de las formas más sencillas de propagar con éxito la Dracaena es simplemente cortar la parte superior.

  • Córtalo justo por debajo de la línea de las hojas y asegúrate de incluir al menos un nudo: las raíces crecen de estas protuberancias redondas y blancas del tallo.
  • Luego, planta el esqueje en tierra o colócalo en un bonito jarrón con agua fresca. Yo prefiero el segundo método, ya que me permite ver cómo está el esqueje y si esta echando raíces.
  • Coloca el recipiente en un lugar cálido y espera. ¡Hay que tener algo de paciencia!
  • Las raíces y los nuevos brotes deberían aparecer con bastante rapidez durante los meses cálidos del verano, mientras que durante el invierno pueden tardar un poco más.
  • Si estás propagando en agua, puedes trasladar el esqueje a la tierra cuando las raíces tengan unos 2,5 cm. Esto no es obligatorio: a la planta no le importará estar en agua y las hojas verdes frescas quedan muy bien en un bonito jarrón.
  • Si te preocupas de que tu Dracaena original acabará siendo una planta triste sin cabeza, tengo buenas noticias. Uno o varios nodos cercanos a la parte superior de la planta madre deberían empezar a brotar nuevas hojas pronto. Volverá a tener un aspecto bonito en poco tiempo.
Cómo propagar una planta Dracaena

Cómo propagar Dracaena dividiendo el tallo

Si conseguir una sola planta nueva no es suficiente para ti, no te preocupes. Es posible propagar la Dracaena para convertir una planta en todas las que quieras dividiendo el tallo.

Este es también el método que utilizan muchos viveros para crear fácilmente más plantas. Así es como se hace:

  • Al igual que con el método mencionado anteriormente, puedes cortar la parte superior de la planta y propagarla como lo harías normalmente. Sin embargo, también puedes cortar tantas secciones de tallo como quieras (todas deben tener al menos unos 20 cm y contener algunos nodos).
  • Asegúrate de dejar una sección de la planta original para que también pueda volver a crecer.
  • Coloca todas las secciones de tallo en agua o tierra y ten paciencia, ya que tardarán un poco en convertirse en plantas de verdad.
  • Las raíces deberían empezar a aparecer en los nodos inferiores, mientras que los nodos de la parte superior empezarán a producir nuevos brotes de hojas.

¡Voilà! Plantas nuevas.

Tallos de Dracaena, propagación en agua.

Cómo propagar Dracaena mediante acodo

La Dracaena es una excelente candidata para un método de propagación llamado acodo o acodo aéreo. Básicamente, se trata de hacer un esqueje, pero antes de hacerlo, se engaña a la planta para que desarrolle un sistema de raíces en el tallo en cuestión. Es una forma estupenda de no tener que preocuparse por si el esqueje prospera o no.

La propagación de la Dracaena mediante acodo es muy fácil. Todo lo que necesitas es un cuchillo, un poco de envoltorio de plástico y un poco de musgo esfagno (que a veces se vende como musgo para orquídeas). También es útil un poco de hormona de enraizamiento.

  • Selecciona un punto en el tallo que corresponda con la longitud que quieres que tenga tu nueva planta.
  • Esteriliza tu cuchillo con alcohol y raspa con cuidado una capa de corteza del tallo de la planta. La banda expuesta puede ser de aproximadamente 1-2 cm de ancho y rodear todo el tallo. Básicamente quieres crear una herida.
  • Si tienes hormona de enraizamiento, ahora es cuando la aplicas a la marca que acabas de crear. No es imprescindible, pero puede acelerar el proceso.
  • Moja el musgo sphagnum y envuélvelo alrededor de la parte herida del tallo. Cúbrelo con una envoltura de plástico y fíjalo en su lugar. Esto hace que tu Dracaena piense que ha sido plantada en el suelo y debería empezar a producir raíces.
  • Ten paciencia. Una vez que veas nuevas raíces dentro del envoltorio de plástico, puedes retirar la construcción y cortar el tallo justo por debajo de la parte enraizada. Ahora tienes una Dracaena nueva y ya enraizada que puedes colocar directamente en una maceta nueva.
  • Como ya hemos dicho, el tallo descabezado de la planta madre pronto empezará a brotar nuevas hojas. De hecho, generalmente producirá más «cabezas» de las que tenía antes.
Planta Dracaena

Cómo cuidar Dracaena

Después de la propagación de tu Dracaena, es obvio que quieres que tus nuevas plantas prosperen. Aquí hay algunos consejos generales para el cuidado de Dracaena en el interior.

No te preocupes, esta es una de las plantas de interior más fáciles de cultivar y no necesitarás un pulgar verde para mantenerla viva y feliz.

Luz

Las Dracaena adoran la luz solar brillante e indirecta. Si tienes un buen lugar junto a la ventana, tu planta te lo agradecerá.

Es especialmente importante asegurarse que las Dracaena variegadas (como la Dracaena ‘Tricolor’ y la ‘Lemon-Lime’) reciban abundante luz o perderán sus hermosos colores. Sin mucha luz, las nuevas hojas que produzca volverán a ser de color verde normal.

Temperatura

Las Dracaena crecen bien a una temperatura de entre 15 y 26 grados. Dado que la Dracaena es una especie tropical, no se encuentra bien por debajo de los 10 grados.

A las Dracaena les gusta la humedad, aunque por suerte no hace falta que tu casa parezca un invernadero. Esta planta puede soportar un poco de aire seco.

Substrato

A las plantas de Dracaena les gusta la tierra suelta y con buen drenaje. Las mezclas generales para macetas suelen funcionar bien, aunque lo ideal sería una mezcla un poco ácida.

Aunque el musgo de turba es una opción popular, la sostenibilidad de este recurso es discutible. Afortunadamente, la fibra de coco es una excelente alternativa. Incluye un poco de perlita o corteza para garantizar que el exceso de agua pueda drenar fácilmente. Así evitas la putrefacción de las raíces de la planta.

Planta Dracaena en maceta gris.

Agua

Parte de lo que hace que la Dracaena sea tan popular en el interior es que no es demasiado exigente en cuanto al riego. De hecho, a estas plantas les gusta que la tierra se seque entre riegos. Por eso, son bastante tolerantes en el caso de que se te olvide regar alguna vez (admitámoslo, todos lo olvidamos de vez en cuando).

Cuando notes que la tierra se ha secado, sólo tienes que regar la planta a fondo. Asegúrate de eliminar el exceso de agua del platillo que hay debajo de tu Dracaena para evitar que la tierra se quede empapada.

Consejo: No podemos darte un programa de riego exacto para tu Dracaena. La frecuencia con la que necesitas regar dependerá de varios factores: la humedad de tu casa, la cantidad de sol que reciban tus plantas, la mezcla de substrato, etc.

Abono

Al cuidar una Dracaena, no hay que preocuparse demasiado por el abono. No necesitan mucho alimento para prosperar. De hecho, ¡puede que sólo tengas que fertilizar tus plantas una o dos veces al año!

Para abonar, puedes usar un abono líquido diluido para plantas de interior. Para mejores resultados, utiliza el abono durante los meses de primavera y verano, cuando la planta está creciendo activamente.

Problemas

Si notas que tu Dracaena no tiene buen aspecto, puede que tenga alguno de estos problemas:

  • Acumulación de minerales. Si notas que sólo las puntas de las hojas se vuelven marrones, puede ser una señal de que hay una acumulación de minerales en el substrato. También es posible que puedas ver una capa blanca en el suelo.

    Para ayudar a eliminar la acumulación, puedes enjuagar la tierra de la planta afectada bajo el grifo o, mejor aún, utilizar agua destilada.
  • Hojas marrones o amarillas. Si las hojas empiezan a cambiar de color, es probable que sea una señal de que estás regando poco o demasiado tu planta.

    A veces puede ser complicado saber cuál es, así que tienes que aprender a vigilar de cerca la tierra de la planta. No riegues al azar, mete un dedo o un palillo para evaluar primero el nivel de humedad.
  • Hojas caídas. Es posible que notes que las hojas secas caen de la parte inferior de tus plantas de vez en cuando. Si es así, es normal porque simplemente ya no las necesita. Sin embargo, si las hojas empiezan a caer por la parte superior, puede que haya algún problema.

    Echa un vistazo por si tienes problemas con los culpables habituales, como las cochinillas, los ácaros e insectos escama. Además, revalúa tu programa de riego para asegurarte de que no te pasas ni te quedas corto.
Planta Dracaena

Comprar

Hay montones de especies de Dracaena y cultivares para coleccionar. Algunas de las más populares son la Dracaena marginata, la Dracaena fragrans (tronco del Brasil), la Dracaena sanderiana (el bambú de la suerte) y la Dracaena ‘Compacta’ (un cultivar compacto de la fragrans).

La mayoría de ellas se podrán encontrar en tu vivero local.

Toxicidad

Desafortunadamente, sí. Según la ASPCA, la Dracaena es tóxica para perros y gatos. Puede provocar vómitos (con sangre), hipersalivación y pérdida de peso. También puede provocar la dilatación de las pupilas de los gatos.

Asegúrate de mantener esta planta lejos de las mascotas y los niños.


Si tienes más preguntas sobre la propagación de Dracaena o quieres compartir tus propias experiencias con esta versátil planta de interior, no dudes en dejar un comentario a continuación. 🌱

2 comentarios en «Cómo propagar Dracaena | 3 métodos»

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.